Comentario de texto articulo del semanario la lucha de clases

Share Button

INTRODUCCIÓN 

Este artículo está escrito en un periódico, su título es “La lucha de clases” y fue escrito el 23 de Mayo de 1896. El tema de este artículo es que se critica la situación de los mineros Vizcaínos, sobre todo los barracones y las cantinas. Por ello, tuvieron una huelga y pactaron que habría una jornada laboral y tiendas obligatorias, pero no cumplen lo que habían pactado en 1890.
Además, critican y protestan la situación de los mineros. La fuentes es histórico-primaria, y el texto es político-social ya que reivindica y hace una crítica social. El autor es desconocido, pero podemos intuir que podrían ser representantes de los obreros
. Su carácter es público y va dirigido a gente que está a favor de los obreros o a todo tipo de público que tenga interés sobre ello.
El contexto es la Restauración entre (1875-1917), comienzo del movimiento sindicalista en Vizcaya y hay una grave crisis económica, y sobre todo nuevos grupos sociales (obreros, estudiantes…).
IDEAS PRINCIPALES:

A continuación, voy a definir estos conceptos para poder entender mejor este texto: 

Gallarta

: municipio minero de Vizcaya, centro de explotación de minas, de las más importantes del momento.

cuarteles: viviendas mineras que eran propiedad de las minas (malas condiciones).

Negreros sin conciencia


: propietarios de las minas que los comparan con los que trafican con esclavos en el Siglo XVIII.
Crítica a la situación de los mineros, como he comentado anteriormente en la introducción. Hay varios párrafos en este texto pero las ideas principales son dos: Los cinco primeros narran los motivos por los que se hizo la huelga de 1890 y no han cambiado por las pésimas condiciones por las que se encuentran.
El último párrafo describe una amenaza de que van asistir a la huelga.

DESARROLLO:
El movimiento obrero vasco tuvo un desarrollo antes de la segunda guerra carlista, con la presencia de representantes vizcaínos en la primera reuníón de la Federación Regional Española de la AIT en 1870, y la edición de algunas publicaciones como La Justicia en San Sebastián o La Trompeta en Vitoria. No cobró verdadera fuerza hasta finales del Siglo XIX, en el marco de la Revolución Industrial con la puesta en explotación de las minas y la creación de nuevas fábricas en el País Vasco.

Los mineros vascos sufrían las peores condiciones de vida y eran en su mayoría peones. Los obreros industriales podían ejercer mayor presión sobre la empresa porque al ser más estables, su capacidad asociativa era mayor. En este contexto, la ideología que tuvo mayor penetración tanto entre los mineros vascos como entre los obreros de las industrias fue el socialismo.


La implantación del Partido Socialista Obrero Español en el territorio fue mayor, en la década de 1890 publicaba su propia prensa en Bilbao, Eibar y San Sebastián y tenía más afiliados. El País Vasco, Madrid y Asturias, se convertirían en uno de los pilares del socialismo español. El socialismo se propagó por la margen izquierda del Nervión y los barrios obreros de Bilbao gracias a Facundo Perezagua, quien en 1879 había colaborado con Pablo Iglesias en la fundación del Partido Socialista Obrero Español. Perezagua destacó por su trabajo en la organización y defensa de los mineros en Vizcaya impulsando la creación de la Agrupación Socialista de Bilbao .

La huelga era la acción colectiva a la que se recurre normalmente. La huelga de Mayo de 1890 tuvo gran trascendencia en la formación del movimiento obrero vasco. Iniciada por los mineros vizcaínos, que reivindicaban viviendas más dignas, se extendíó a los obreros fabriles por solidaridad. La huelga se precipitó por el despido de cinco trabajadores y las reivindicaciones se centraron en su readmisión, en limitar la jornada de trabajo a 10 horas y en la supresión del trabajo a destajo, de los barracones y de la compra obligatoria en las cantinas .

La huelga acabó con el estado de guerra y la intervención del general Loma, quien terminó el conflicto satisfaciendo las demandas de los trabajadores. Se abríó un período caracterizado por la radicalidad socialista y las malas relaciones entre patronos y trabajadores. El País Vasco y Asturias se convirtió en la vanguardia del movimiento obrero español, que integraba distintos colectivos otras zonas del Estado.

CONCLUSIÓN:
Para concluir, podemos destacar que las manifestaciones de los mineros son un ejemplo más de la lucha de clases motivada por la industrialización. En este caso de los obreros contra los patrones, dueños no sólo de las minas sino, también, de “tiendas” y “viviendas” obligatorias para los mineros.

Durante el periodo de la Restauración, hay diversas huelgas con resultados dispares. La primera más importante es la de 1890. Le seguirán, entre las más conocidas, la de 1903, 1906 y 1910 en las que intervinieron los Generales Loma y Zappino. El resultado de muchas huelgas hizo ganar prestigio a los socialistas, porque habían canalizado los descontentos. Muchos de los cabecillas de las revueltas eran personajes de todos conocidos por su filiación política: Facundo Perezagua, “Seisdedos”, etc. Con su actuación marcaron el camino que debía seguir el naciente Movimiento Obrero.


Share Button

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.