Qué causas impulsan el aumento de la productividad y cómo se impulsa el crecimiento de la producción

Share Button

El crecimiento de tierras:


el aumento de la demanda de alimento y de los precios agrícolas en el Siglo XVIII estimuló a la hora de propietarios aumenta la producción para obtener mayor beneficio. Cercaron las parcelas de su campo abierto apropiándose de la tierra comunales y expulsando de ella a muchos campesinos los propietarios pudieron cultivar la tierra cercana según su convivencia y aplicar nuevos sistemas para mejorar la productividad. 

Nuevos sistemas de cultivo e innovaciones tecnológicas:

la tradicional rotación trienal de cultivos se sustituyó por la rotación cuatrienal( sistema Norfolk) permiten suprimir el barbecho. Aumentó de la superficie cultivada y una mejora en la productividad. La introducción de nuevos métodos de siembra nueva herramienta y el incremento de la cabaña ganadera contribuyeron a aumentar el rendimiento agrario. La introducción de nuevo cultivo patata y el maíz diversificaron la producción de alimento y mejoraron la alimentación humana y colaboraron en gran medida a paliar la grande hambrunas periódicas.

Crecimiento de la población:

el aumento de la puerta de los alimentos hizo posible un elevado y continuado incremento de la población. Al descenso de la mortalidad un ligero aumento de la natalidad, reducción de la tasa de mortalidad mejor alimento,avances higiénicos y médicos. La desaparición de la grande hambruna hizo más resistente a la epidemia la esperanza de vida crecíó notablemente alrededor de los cincuenta años, el aumento de la tasa de natalidad disminución de la edad de matrimonio y del número de civiles. El resultado de este proceso fue una gran revolución demográfica. Este fenómeno se fue teniendo por buena parte de Europa y el continente conoció una verdadera explosión demográfica. 

Energía hidráulica y energía del vapor:

la introducción de nueva fuente de energía favorecíó el paso de la manufactura a la industria. La primera máquina es industriales funcionaron gracias a una rueda que aprovechaba el agua como fuerza motriz. La gran revolución fue la máquina de vapor patentada por James Watt en 1769 y accionada mediante la combustión de carbón. Permitíó poner en marcha máquina industriales y agrícola y también se aplico a los medios de transporte. 

Mecanización y el sistema fabril:

la nueva fuente de energía impulsaron la mecanización del proceso productivo a partir de la utilización de nuevas máquinas que podían trabajar día y noche. La nueva maquinaria se aplicó en la agricultura la industria y los medios de transporte lo que provocó un aumento de la producción la mejora de la calidad del producto y comercio a distancia hizo disminuir los costes y el precio de venta. La mecanización estimuló la implantación del sistema fabril en una nueva manera de organizar la producción y el trabajo. La fábrica reuníó dos factores de producción el capital y el trabajo. Este sistema comportó la ruina de muchos artesanos, el fin del domestic system y el inicio de la producción en serie.


Revolución de los transportes:


 a mediados del Siglo XVIII en Gran Bretaña para poder traslada de materias primas construyeron multitud de canales para la navegación fluvial. La verdadera revolución fue el ferrocarril aportó mayor rapidez y capacidad de carga, el nuevo medio transporte fue posible gracias a la invención de la locomotora. Un ingeniero estadounidense aplicó la maquina de evapora la navegación y los barcos de vapor permitieron acortar la duración de los viajes transoceanicos. El ferrocarril y el barco de vapor facilitaron los intercambios de producción y de consumo así como una mayor movilidad de la población. 

Industria algodonera:

el primer sector en mecanizar la producción fue la industria textil algonodera que nacíó íntimamente ligada al comercio colonial. Ante la necesidad de incremental la producción de tejido de algodón alguno empresario introdujeron innovaciones en los procesos de hilado y tejido. El incremento en la producción de tejido requirió ingentes cantidades de blanqueadores y tintes que desarrollaron la industria química. Una parte del capital necesario para financiar las industrias prevénía de los beneficios de la agricultura y el comercio ultramarino pero su crecimiento se basó principalmente en la autofinanciación. Gracias a ello obtuvieron un grande beneficio una parte de los cuales reinvertían en desarrollar la industria. 

Industria siderometalurgica:

la necesidad de hierro para maquinaria, puente y armamento estimuló a la industria siderúrgica, pero la función del hierro necesitaba un combustible más efectivo que el carbón vegetal. Más adelante en 1856 el convertidor de bessemer transformó el hierro fundido en acero. Estos cambios permitieron aumentar la producción mejorar la calidad del hierro y disminuir los precios. 

La minería del carbón y del hierro:

la máquina de vapor y la industria siderúrgica necesitaban grandes cantidades de hierro y carbón. El desarrollo de la minería gracias al uso de viga de hierro y la introducción de raíles y vagoneta facilitaron la extracción y el transporte del mineral.
Share Button

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.