2.3 De la ofensiva sobre Teruel a la batalla del Ebro (Diciembre de 1937-Noviembre de 1938)

Share Button

LOS 13 PUNTOS DE Juan NEGRÍN. 1937

1.- Naturaleza

En plena Guerra
Civil Española en la que se enfrentaron los sublevados (el ejercito) y los Republicanos, Juan Negrín, un político socialista, formó un gobierno en Mayo de 1937 con los puntos que el texto comenta y fue el primer acto político de este Nuevo gobierno. Se trata de un programa Propagandístico y estratégico, (histórico-político)

y fuente primaria que trataba de Buscar apoyos internacionales (Destinatarios)
, Y, en última instancia, finalizar el conflicto. Está formado por una serie de Puntos por los que se establecía el nuevo gobierno de Negrín.
Fue redactado por Los ministros que formaron este gobierno y por el propio Juan Negrín y fueron Pronunciados por este político el 30 de Abril de 1937.

El autor:


médico y político, miembro del PSOE, Diputado en Cortes, ministro de Hacienda, Presidente del Gobierno (sustituyó a Largo Caballero), con el apoyo de comunistas y republicanos. Trasladó el Gobierno a Barcelona. Al fracasar su propuesta de paz en los 13 puntos impulsó La ofensiva del ejército en la batalla del Ebro.

2.- Idea Principal:

Presentar Un programa político claramente democrático para poder atraerse el apoyo de Francia y Gran Bretaña ante un posible conflicto en Europa.

3.- Ideas Secundarias

-Tales puntos que forman las ideas secundarias del documento Son los siguientes:
1. La independencia de España.
2. Liberarla de militares extranjeros invasores.
3. República democrática con un gobierno de plena autoridad.
4. Plebiscito para determinar la estructuración jurídica y social de la República Española.
5. Libertades regionales sin menoscabo de la unidad española.
6. Conciencia ciudadana garantizada por el Estado.
7. Garantía de la propiedad legítima y protección al elemento productor.
8. Democracia campesina y liquidación de la propiedad semifeudal.
9. Legislación social que garantice los derechos del trabajador.
10. Mejoramiento cultural, físico y moral de la raza.
11. Ejército al servicio de la Nacíón, estando libre de tendencias y partidos.
12. Renuncia a la guerra como instrumento de política nacional.
13. Amplia amnistía para los españoles que quieran reconstruir y engrandecer España

4.- Contexto histórico

En Marzo de 1938, Como consecuencia de la derrota republicana en la batalla de Teruel y la caída Del frente de Aragón, se produce una importante crisis en el gobierno del Frente Popular, principalmente a causa del derrotismo de Indalecio Prieto, Ministro de Defensa, y del propio Azaña, ambos consideraban que la guerra Estaba ya perdida. Prieto es cesado el día 6 de Abril y su cartera asumida por Juan Negrín, presidente del Gobierno. El 15 de Abril las tropas sublevadas Ocupan Vinaroz quedando la zona republicana dividida en dos e iniciándose por El ejército franquista la ofensiva de Levante. Coincidiendo con el 1º de Mayo, El doctor Negrín hace pública una declaración programática, que se popularizó Como “los trece puntos de Negrín”. La declaración persigue tres finalidades, en Primer lugar se trataba de prestigiar la imagen y unidad de la República ante La opinión internacional, a continuación se redefinían los objetivos de guerra Y por último se lanzaba a los golpistas una propuesta de discusión para una paz Negociada. Una propuesta de paz que de ninguna de las maneras tenía carácter de Rendición, a diferencia de la finalidad de las actuaciones golpistas que Iniciaría el coronel Casado en el mes de Noviembre.

Negrín llega a la Presidencia del Gobierno tras la caída de Largo Caballero, forzada por los Comunistas tras los incidentes en Barcelona de 1937 (entre los comunistas contra los miembros del POUM junto a los Anarquistas).

La presencia de los comunistas fue creciente a lo largo de La guerra debido a su fuerte jerarquización y disciplina internas (apreciada por Los militares republicanos) y al constante envío de material (aviones, armas, Tanques, etc…); pero esta presencia alejaba el apoyo que pudiera venir de Opciones más liberales como Gran Bretaña y Francia.

 Negrín consciente de La proximidad de un conflicto europeo sintió la necesidad de mantener una Equidistancia entre los comunistas y las democracias liberales, para conseguir Su apoyo una vez iniciada la contienda bélica en Europa.

El documento se Entregó a todos los partidos y organizaciones. Únicamente la Federación Anarquista Ibérica (FAI) declaró que aceptaba el documento como un hecho Forzoso. La Confederación Nacional del Trabajo (CNT) apoyó los 13 puntos bajo La óptica de que los mismos «dejaban campo abierto para las realizaciones De avanzada». El Partido Comunista vio en la declaración de Negrín una Llamada a la solidaridad internacional y resaltaba lo que para ellos era la Principal idea, la independencia nacional. Los republicanos se sintieron Identificados con la totalidad de la declaración, considerando la misma como Enmarcable dentro de lo que podía ser el resumen de un programa republicano. Por su parte el PSOE califica la iniciativa de Negrín como el punto final al Radicalismo, «ni anarquismos, ni marxismos, ni republicanismos integrales». En el pleno del comité Central de Partido Comunista, celebrado en Madrid los Días 23, 24 y 25, Dolores Ibarruri expuso los puntos principales de un informe, Todos relacionados con la resistencia y en el que se declaraba una absoluta Identificación con la propuesta de Negrín.

De cara a los Franquistas el documento de Negrín solo obtuvo el desprecio. A partir de ese Momento, los comunistas junto a Negrín se convertirían en la fuerza fundamental De la resistencia, ante la postura franquista de una rendición total y sin Condiciones. Una rendición sin condiciones que ni siquiera el golpista coronel Casado consiguió unos meses más tarde.

 Negrín trató de alargar la Contienda (en oposición al discurso de Azaña –Presidente de la República-) para Poder conseguir convertir la Guerra Civil, en un teatro más de operaciones de Esa futura contienda europea y conseguir el apoyo del bando que se opusiera las Fuerzas reunidas entorno a Alemania. Para ello diseñó la operación de la Ofensiva (Batalla) del Ebro, pero la firma del Tratado de Múnich (Septiembre de 1938) amainó los vientos de guerra en Europa y sentenció a la República.

Share Button

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.